Para cerrar nuestra serie sobre los modelos Galaxy A 2020 de Samsung, nos estaba faltando el hermano mayor, así que, sin más rodeos, con ustedes, en el último capítulo de la trilogía de #ModoReviewIncreíbleQueDuraMuchoMás: el nuevo Samsung Galaxy A71.

Características y Diseño

Este dispositivo pone el broche de oro con su procesador Qualcomm Snapdragon 750, octacore, con 6 GB de RAM y 128 GB de memoria interna (107 GB de libre disposición), claramente un avance en comparación a los A31y A51 analizados previamente. Esa capacidad la puedes expandir con micro SD de 512 GB, y tampoco es necesario escoger más memoria o doble número, ya que la bandeja tiene el espacio necesario para las dos tarjetas SIM y la SD.

La pantalla increíble, que todos hemos escuchado hasta el hartazgo, acá se hace realidad con un display tipo Infinity-O (con la perforación para la cámara frontal integrada) de 6,7″, Full HD+ y Super AMOLED+. Acá los colores se ven con vida y la resolución se puede aprovechar al máximo.

El diseño no es muy distinto a los Galaxy A31 y A51 reseñados acá, con los botones físicos reubicados al costado derecho, el botón de encendido/bloqueo y su uso mixto con el asistente Bixby, el lector de huella ultrasónico integrado a la pantalla, el conector USB-C y el jack de 3,5mm para audífonos.

La batería del A71 es de 4500mAh, lo que se complementa perfecto con el tamaño de la pantalla, y el cargador de carga rápida de 25W incluido en el empaque del dispositivo.

El móvil viene con Android 10 desde la caja, con su versión correspondiente de One UI 2.1, pero aún sin las mejoras del modo Toma Única o la conexión entre dispositivos. Dentro de las apps preinstaladas, se repite el pack de Spotify, Netflix, Youtube Music y el pool de servicios de Google (no incluye suscripción a modalidad premium de las apps de streaming). A nivel de sensores, trae todos los básicos, como acelerómetro, luz, proximidad, giroscopio, geomagnético, y además, es el único de la línea que viene con el lector NFC, que se utiliza para cargar o revisar saldo en la tarjeta BIP!, como también de forma de pago sin contacto reemplazando a la clásica tarjeta de crédito.

La cámara

La tónica de los tres modelos principales de los Galaxy A 2020 han sido sus cámaras de cuatro lentes, y acá también se hace presente con su lente principal de 64 megapixeles (apertura focal F1.8), lente Ultra Gran Angular de 12 megapixeles (123° de campo visual, apertura focal F2.2), lente de profundidad de 5 megapixeles (apertura focal de F2.2) y el lente de Macro de 5 megapixeles (apertura focal F2.4).

En general, toma buenas imágenes, y sí hay un aprovechamiento de sus 64 megapixeles y del software de inteligencia artificial que realza los colores y la definición de las formas, dependiendo del objeto que se esté plasmando. Pero al intentar exigirle un poco más, incluso sólo con el modo de Ultra Gran Angular, se va perdiendo nitidez y brillo en las fotografías.

Filete despidiéndose del Terminal Camilo Henríquez, foto con modo Auto
Filete despidiéndose del Terminal Camilo Henríquez, foto con modo Auto
Filete despidiéndose del Terminal Camilo Henríquez, foto con modo Auto (panorámico, lente gran angular)
Filete despidiéndose del Terminal Camilo Henríquez, foto con modo Auto (panorámico, lente gran angular)

El invitado estrella en esta vuelta es el lente de Macro, y tiene un desempeño bien interesante, pero antes hay que practicar mucho para que funcione como se espera.

Al igual que el Galaxy A51, este modelo que viene con estabilizador de imagen, sobre todo para grabar videos, a través de la función Super Steady, donde el equipo opera como cámara de acción (tipo Go Pro) filmando sin que los movimientos rápidos afecten la calidad de la grabación.

Para foguear los videos, decidí hacer el experimento con mi modo favorito, el de Hiperlapso, que resume horas y horas en sólo segundos, como una cámara rápida muy práctica para ver avances de largo plazo, o desarrollo de actividades. Y, como este equipo lo trae, lo hemos probado para ustedes.


Como he recalcado en los anteriores reviews, soy de la idea que no siempre más es mejor, y una cámara cuádruple, si no tiene un buen desarrollo de software que la sustente, es sólo recurso mal aprovechado. En el caso del Galaxy A51, el modo de Toma Única es la llave que aprovecha el potencial de la cámara, y acá, en el A71, al no contar aún con la actualización, ese esfuerzo queda ahí, en el aire.

Terminal El Conquistador, modo Auto
Terminal El Conquistador, modo Auto
Terminal El Conquistador, modo Auto (panorámico, lente gran angular)
Terminal El Conquistador, modo Auto (panorámico, lente gran angular)

Si te tincó el Galaxy A71, este está disponible en colores celeste prisma, negro prisma y blanco prisma, por un valor referencial de $379.990 (fuente: website de Samsung Chile, al 03.08.2020). De todas maneras, siempre es bueno estar atento a promociones de operadores, el retail o distribuidores autorizados, que por ahí puede saltar su oferta.

Y si quieres ahorrarte todo el bla bla bla, tenemos un review en video, donde hablamos de aspectos del equipo a grandes rasgos, e igual algunos detalles que acá se pudieron quedar en el tintero:

Conclusión (de todos los Galaxy A)

La línea Galaxy A, desde su nacimiento en 2015, normalmente traía las mejoras de los top de línea del año anterior, pero para un público más masivo a un precio accesible. Cinco años después, comercialmente afinó el objetivo y, aunque sigue siendo la oportunidad de muchos de poseer equipos de buena calidad sin desangrar el bolsillo, ahora apunta a un público netamente millennial y juvenil, que no busca cámaras con ultra zoom o muchos gigas de RAM, sino que dispositivos que sirvan para fotografiar momentos y lugares dignos de ser compartidos en redes sociales (donde la resolución es una anécdota), que sirvan para grabar contenido para colgar en Facebook, Instagram o el fenómeno de TikTok, y que permitan jugar mucho rato sin lag en juegos como el ya tedioso Fortnite, y para ello, los Galaxy A 2020 cumple con lo que le piden, sin grandes ambiciones.

Dentro de lo positivo de los 3 modelos analizados, rescato el diseño y sobre todo, los colores disponibles, tales como el rojo del A31 o el celeste del A71, ya que salirse del clásico esquema monocromático y escala de grises, en un mundo donde todos buscan diversidad e identidad, se agradece muchísimo. Otra cosa positiva es la fluidez que demuestran los dispositivos, y algo importante, es que los tres aún cuenten con el jack de 3,5mm para audio, en un mundo donde el bluetooth se toma ese lugar a pasos agigantados, incluso prescindiendo del puerto en modelos top de línea de los grandes fabricantes de móviles.

Puntos negativos van para las cámaras, que salvo la de Macro, no son un gran crecimiento en comparación a sus antecesores de 2019. Otra vez quedó de manifiesto que más lentes no son sinónimo de una mejor calidad de imagen, si no hay un software que lo aproveche o potencie. No por nada, la cámara principal del A51, siendo de menor resolución que la del A71, toma mejores imágenes que su modelo sucesor. Otro de los aspectos que me parecen criticables es eliminar la certificación IP en la serie A, que la tenía en los modelos 2017 (he aquí un usuario del A5 2017, el cual le sigue pareciendo un gran equipo), o prescindir de sensores como el NFC, al cuál recién a estas alturas le estamos encontrando utilidad (tarjeta BIP!, te pienso).

Y usando una escala Denise Rosenthal:

  • ¿Cámara increíble? Para ello, el Galaxy A51, sin dudas.
  • ¿Pantalla increíble? El Galaxy A71 y sus 6,7″ de pantalla infinita casi sin bordes, que aún así no se siente grande
  • ¿Una batería que dure mucho más? Los 5000mAh del Galaxy A31, ojalá en rojo, mucho mejor.

Si quieres ganarte un Galaxy A51, hace unos días te contamos cómo, cantando sobre la cámara increíble, pantalla increíble y una batería que dura mucho más.

Y así cerramos nuestra trilogía de los Galaxy A en #ModoReview, y nos ponemos en modo bronce, preparándonos para el próximo Samsung Unpacked 2020, donde no sólo el S-Pen será el protagonista, sino que todo el ecosistema Galaxy tendrá un nuevo tono, cargado al cobrizo y la interconectividad. Pero para ello, te lo contaremos en los próximos días. ¡Hasta pronto!