Esta CES 2021 dio comienzo a una nueva era para las laptops con la incorporación de la arquitectura Ampere de NVIDIA para los que usan dispositivos portables. De hecho, se dio el lanzamiento de más de 70 modelos dotados de GPU GeForce® RTX™ de la serie 30 para portátiles.

Estos portátiles de última generación, que empiezan a venderse a partir de 999 dólares, duplican la eficiencia energética, aceleran el rendimiento de forma espectacular e incorporan tecnologías Max-Q de tercera generación para diseños finos y ligeros. La nueva serie de laptops GPU RTX Serie 30 ofrece experiencias de juego asombrosas con ray tracing en Cyberpunk 2077 y otros títulos importantes, y permite a los creadores de contenidos producir un trabajo increíble utilizando cientos de aplicaciones aceleradas en la GPU.

Según afirma Kaustubh Sanghani, vicepresidente y director general del área de fabricantes de GeForce en NVIDIA, “tras conquistar el mercado de los computadores de escritorio, nuestra arquitectura Ampere ya está impulsando los portátiles más rápidos del mundo. En ningún lugar importa más la eficiencia energética que en los portátiles para juegos, un mercado que ha crecido 7 veces en los últimos siete años”. Agregó que “estos nuevos sistemas delgados y ligeros se basan en nuestro diseño Max-Q, en el que todos los aspectos (CPU, GPU, software, diseño PCB, suministro de energía, térmicos) están optimizados en cuanto a potencia y rendimiento”.

Las nuevas laptops con la tecnología Ampere estarán disponibles a escala global a finales del presente mes en los portátiles para juegos y creadores que cuenten con las GPU GeForce RTX 3080 y GeForce RTX 3070, seguidas de los portátiles con la GPU GeForce RTX 3060.

 

Algunas de las características mas importantes de estas tarjetas para laptops son las siguientes:

La tarjeta GeForce RTX 3060 ofrece 90 cuadros por segundo en los últimos juegos con ajustes ultra a 1080p. Las laptops RTX 3060 tienen un precio de lanzamiento de 999 dólares y son más rápidas que las que cuentan con la que ha sido la GPU insignia de NVIDIA, la GeForce RTX 2080 SUPER, que suelen venderse por 2.500 dólares.

Para el caso de la GeForce RTX 3070 es una bestia de juego de 1440p, que proporciona 90 cuadros por segundo con ajustes ultra a 1440p. Los portátiles RTX 3070 empiezan en 1.299 dólares y son un 50 por ciento más rápidos que los equipados con el RTX 2070.

Por último, la GeForce RTX 3080 es la nueva GPU de NVIDIA para laptops. Con hasta 16 GB de memoria G6, alimenta los portátiles más rápidos del mundo para jugadores y creadores. Proporciona más de 100 cuadros por segundo con una configuración ultra a 1440p. Los sistemas con la RTX 3080 tienen un precio a partir de 1.999 dólares.

Cabe mencionar que esta familia de tarjetas cuenta con la tercera generación de tecnologías Max-Q que utiliza la IA y nuevas optimizaciones del sistema para hacer que los portátiles para juegos de alto rendimiento sean más rápidos y mejores que nunca, las que incluyen, Dynamic Boost 2.0, WhisperMode 2.0 y Barra redimensionable, esta ultima, una avanzada tecnología PCI Express permite que la CPU pueda acceder a la vez a toda la memoria de la GPU, posibilitando un aumento del rendimiento en muchos juegos.

Agreguemos también que esta familia adiciona NVIDIA DLSS o NVIDIA Deep Learning Super Sampling utiliza núcleos tensores AI y RTX para ofrecer hasta 2 veces más rendimiento con la misma potencia. Para un solo cuadro de 1440 una GPU necesita calcular casi 4 millones de píxeles. La DLSS de NVIDIA requiere sólo una fracción de los píxeles, lo que mejora la eficiencia y aumenta el rendimiento.

Los portátiles de eSports con estas tarjetas permiten jugar a más de 240 FPS, de hecho, casi tres cuartas partes de los gamers de portátiles juegan eSports, lo que estimula la popularidad de los laptops de alta gama, cuyas ventas se duplicaron el año pasado. Más de la mitad de los nuevos portátiles de la serie GeForce RTX 30 ofrecerán 240 Hz o más de velocidad de refresco.

Con el rendimiento de la GPU GeForce RTX 3080 para portátiles, los gamers podrán jugar a 240 cuadros por segundo en los títulos más importantes como Overwatch, Rainbow Six, Valorant y Fortnite. Y con NVIDIA Reflex, los jugadores pueden alcanzar una latencia del sistema inferior a 20 ms, lo que les permite jugar de la mejor manera posible.

Además, con la ayuda de la arquitectura Ampere de NVIDIA, el renderizado en los portátiles Studio es ahora hasta dos veces más veloz que en la generación anterior y hasta 30 veces más rápido que en la CPU. Los editores de vídeo pueden trabajar con metraje RAW de 8K, utilizar la IA para simplificar los flujos de trabajo y reducir los tiempos de codificación hasta un 75 por ciento. Los diseñadores pueden aprovechar hasta 16 GB de memoria gráfica para trabajar con grandes activos o con varias aplicaciones simultáneamente.