En una noche lluviosa, una familia se reúne en su sala de estar para ver una película de terror. Juntos bajo una gran manta, acercan el sofá al televisor para maximizar las vibraciones tenebrosas. ¿Qué más podían hacer para llevar su inmersión al siguiente nivel?…