Anitta suma y sigue. La carioca tomó por sorpresa a la industria musical brasilera con los logros de su prometida internacionalización de su carrera, la cual alcanzó un nuevo nivel.